UAC: La propuesta amorosa de la horizontalidad frente a la dictadura del extractivismo.

La democracia sanadora de la Unión de Asambleas de Comunidades (UAC) de la Argentina celebró su 36º Encuentro en la ciudad de Jauregui (Provincia de Buenos Aires)

Pospandemia 13/12/2023 Yanina Gambetti Yanina Gambetti
Dsc_0741

La Unión de Asambleas de Comunidades, mejor conocida como UAC, es un espacio de encuentro asambleario que nació, hace más de veinte años, al calor de las luchas más intensas y heoricas puebladas contra el saqueo y la contaminación. Este año se celebró su 36 encuentro en el pueblo de Jauregui, provincia de Buenos Aires, un territorio resiliente que ha sobrevivido a más de cuarenta años de maltrato ambiental con una biodiversidad única. Desde las asambleas locales se lo describe como “un territorio atravesado por la contaminación industrial, el modelo del agronegocio, el basural a cielo abierto más grande del país, la devastación de bosques nativos por parte del negocio inmobiliario, el avance de la obra pública sobre humedales y la ribera”. Así de resistente y rebosante vida, Jauregui fue sede de la UAC el 8, 9 y 10 de diciembre.

Cuando llegamos a un encuentro “uaquero” siempre nos sentimos en casa. No importa donde estemos en ese momento, geográficamente. Los territorios laten al unísono en cada abrazo a medida que llegan participantes. Podríamos preguntarnos por qué elegimos la UAC o sobre la diferencia entre este espacio-encuentro con otras redes socioambientales. La respuesta parece llegar pronto a medida en que se evidencian algunas características que al estar combinadas entre sí, la hacen única: su conformación por asambleas de distintos puntos del territorio que representan todas las problemáticas del extractivismo, su perspectiva antipatriarcal desde el paradigma del Buen Vivir, el compromiso con que se dan los debates, el respeto por la democracia de la palabra, el apego sincero a los acuerdos colectivos y la elección del consenso en plenario como herramienta para la toma de decisiones por sobre la votación -método en general utilizado en otro tipo de espacios y organizaciones-. 

-

Ima433444ge25

-

Una mística que es ancestral: el círculo

Adentrados en un bosquecito del pueblo de Jauregui decenas de integrantes de asambleas de comunidades y espacios autónomos de activismo socio-ambiental nos dividimos en grupos y disponemos en círculos para elaborar propuestas, reflexiones mediante, en base a consignas y ejes que nos permiten abordar los temas más urgentes para los territorios: el saqueo del agua, la organización, la resistencia y la construcción de alternativas. Los mates van y vienen y el trabajo se desarrolla durante horas mientras la amorosa horizontalidad con que se tejen los acuerdos nos hace sentir iguales. Diversos y plurales pero iguales hijes de la tierra. Sin referentes, ni líderes, ni seguidores. Cada une es parte fundante y fundamental de la UAC, es a la vez maestro y aprendíz. La palabra circula para ir dándole forma a auténticos consensos sobre nuevas acciones y proyectos colectivos. La dinámica de la horizontalidad nos fortalece y nos potencia, saca lo mejor de cada une y nos ayuda a crecer. Pero sobre todo, la horizontalidad amorosa nos permite volver a los propios territorios con mejores herramientas y  el corazón lleno de esperanza.

Por alli, las diferentes generaciones se encuentran y entrelazan sus saberes. Hay agradecimiento. Hay mucho agradecimiento. Hay palabras que abrazan y secan lágrimas. Hay palabras que acarician y nos contienen para sanar el dolor que el extractivismo va dejando en nuestros cuerpos.  

Hacia la 37

En la UAC se comparte la palabra, la guitarra y el canto, se comparte el viaje, la carpa, la manta y el abrigo. También se comparte el alimento y, en esta oportunidad, un grupo de maravillosas compañeras tomaba la posta de hacer comida sana, segura, soberana y sabrosa para todes. Con cuidado y alegría elaboraron sus manjares con productos agroecológicos, de la economía local y familiar. La compra fue autogetsiva con el aporte voluntario de cada participante. Así, la soberanía alimentaria también se sentaba a la mesa con nosotres. 

Durante dos días se ha trabajado con constancia y compromiso para llegar el domingo al plenario general con la convicción de que el viaje, el tiempo y el esfuerzo ha dado importantes frutos. Volvemos a nuestros espacios y asambleas con el corazón feliz y esperando la UAC 37 con el puño en alto hacia otro territorio hermano, porque sabemos que pase lo que pase y gobierne quien gobierne nosotres tenemos algo que ellos no tienen y es aquello por lo que nunca nos podrán doblegar. 

La semilla

Un joven que por primera vez experimenta la UAC abre su corazón y rescata una de las enseñanzas que se llevará para siempre: la necesidad de ser realistas ante la cruda realidad de los territorios, con todo el dolor que eso implica, sin perder jamás la ternura. 

Este nuevo compañero se irá con la certeza de que habrá esperanzas mientras existan seres humanos que mantengan vivas estas prácticas ancestrales de democracias directas, participativas, sin líder ni patrón que la UAC resguarda como la más preciada semilla.

.

Dsc_0736

.

COMUNICADO DEL ENCUENTRO

El pasado fin de semana 8, 9 y 10 de diciembre se llevó a cabo el encuentro número 36 de la Unión de Asambleas de Comunidades en la localidad de Jáuregui, provincia de Buenos Aires, territorio surcado por la contaminación industrial, principalmente, de la segunda curtiembre más grande del continente, los agrotóxicos y el basural a cielo abierto más grande del país.

Viernes, sábado y domingo, asambleas y comunidades organizadas de La Rioja, Mendoza, Entre Ríos, Córdoba, Buenos Aires, Catamarca, Río Negro, Chubut y Uruguay compartieron las luchas y las problemáticas de cada territorio ante el avance de los gobiernos y sus políticas extractivistas. Las diferentes instancias del encuentro favorecieron el trabajo en red, la articularon de diagnósticos y acciones de manera autónoma y fraterna.

Participaron asambleas históricas, también colectivos y personas que se acercaron por primera vez y se sumaron a las diversas áreas de trabajo, acción y discusión.

Dentro de las dinámicas del encuentro trabajadas previamente por una de las comisiones de funcionamiento de la UAC, que se llama “reflexión” y las asambleas anfitrionas Asamblea Ecoambiental de Lujan y el Movimiento para el Reconocimiento y la Transformación del Pueblo, de Jáuregui, se realizó el taller “Primera UAC” para quienes se integran por primera vez al encuentro.

También se realizó un taller promovido por la Comisión Antipatriarcal, en donde se presentó y trabajó el protocolo de intervención en casos de violencia de género en el ámbito de la UAC. A su vez, otra instancia estuvo destinada a compartir los resultados de un mapeo participativo de la Campaña Agua Limpia en las Escuelas (CALE) que apunta a lograr la determinación de los niveles de agrotóxicos de uso actual y metales pesados presentes en el Agua de las Escuelas, sean urbanas, periubanas o rurales realizado en localidades cercanas a Lujan.

.

I909'09'09'09mage23

.

Durante el encuentro, las asambleas participantes se anoticiaron del fallecimiento del investigador del CONICET, Damian Marino, quien desde el Centro de Investigaciones del Medio Ambiente de la Universidad Nacional de La Plata acompañó durante décadas la lucha de los pueblos fumigados, realizando investigaciones y monitoreos sobre agrotóxicos. En ronda, se realizó un pequeño homenaje y las personas que lo conocieron, lo recordaron entre tristeza y anécdotas.

Además, se debatió en comisiones de trabajo sobre ejes disparadores vinculados al diagnóstico de la coyuntura política, la situación del movimiento socioambiental, los nuevos actores y estrategias del extractivismo para penetrar y despojar a los territorios y las formas de organización, resistencia y fortalecimiento de las asambleas y comunidades.

Como parte de las actividades programadas, la asamblea local compartió una caminata interpretativa por el bosque a orillas del río Luján y la pintada colectiva de un mural, resultado de un trabajo artístico que contempla la problemática socioambiental en Jáuregui y que convocó a su organización como vecinos y vecinas en el territorio.

Al concluir los intercambios colectivos en los grupos de trabajo, se llevó adelante el plenario donde se plantearon las propuestas a consideración, derivadas de los debates en grupos.

La camaradería caracteriza esta construcción, en consecuente no faltó la alegría del festejo coronando las actividades con una peña en la cual participaron artistas invitadxs e integrantes de asambleas que aportaron su voz, su música y su baile.

La autonomía se manifestó también en la alimentación preparada durante el encuentro a cargo del colectivo “Que Pacha Mama, alimentación consciente” ya que se consumieron comidas saludables con verduras, hortalizas e insumos agroecológicos adquiridos en productores de la zona.

La UAC concretó un encuentro más en un contexto muy adverso para las luchas sociales y en este sentido, algunxs participantes manifestaron haber renovado la energía, calificándolo como “encuentro sanador y movilizador”. Para otrxs “la Mapu nos mostró un territorio hermoso a pesar de tanto dolor”.

 .

I664744554mage27

Te puede interesar
Lo más visto

Suscríbete al boletín para recibir periódicamente las novedades en tu email

Naturaleza de Derechos